FINALIDAD DEL BLOG

Queremos ir aportando experiencias que sean prácticas y aplicables a tu casa en el amplísimo mundo de la alimentación.
Entendemos que es muy importante para cada persona poder acceder a una nutrición adecuada a sus circunstancias en su propia familia.

lunes, 1 de marzo de 2010

Sobre el frigorífico.


Es un hecho que se trata de uno de los electrodomésticos del que hacemos mayor uso, y por estar relacionado muy estrechamente con la alimentación sana, vamos a hacer unos apuntes sobre él. ¿Lo llenamos conforme a su capacidad? ¿Conozco si mantiene la temperatura?¿En qué orden debo introducir los alimentos?


La nevera es en todos los hogares el aparato que más se cierra y se abre a lo largo del día.

Aspectos que conviene tener en cuenta:

  • Antes de nada, adecuar la compra a la capacidad de la nevera: sobrecargarla es peligroso para el aparato y para los alimentos.
  • Conviene sacar de una vez todos los ingredientes que necesitemos a la hora de cocinar, para evitar la pérdida de frio.
  • Igualmente, es necesario un tiempo para introducir en la nevera los alimentos una vez cocinados: por la vida útil del aparato y por el propio alimento y los que están allí.
  • Leer las etiquetas: de ordinario, los productos una vez abiertos tienen un periodo corto hasta su consumo.
  • Embalar adecuadamente los alimentos, para evitar que cojan otros olores y también por la contaminación cruzada.
  • En la parte inferior se colocan frutas y verduras.
  • Si es posible, respetar el orden de las baldas para que no se mezclen alimentos de distintos tipos. Por un lado carnes y pescados frescos, separados de los embutidos o fiambres. Lácteos y quesos pueden ir arriba del todo, y si no hay huevera, es interesante adquirir una que encaje en un lateral.
  • El contenido de las conservas hayque trasvasarlos a un tupper o bote de cristal una vez abiertos y desechar las latas siempre.
  • Aunque hayamos planificado un menú, en ocasiones utilizaremos ingredientes que ya hayamos abierto para consumirlos en poco tiempo: ¡Esto también es seguridad alimentaria!
  • La temperatura debe oscilar entre 2 y 5ºC: si se descompensa, es muy importante avisar a un técnico cuanto antes.
  • La limpieza del frigorífico puede realizarse antes de guardar la compra, con el mismo jabón de cocina. Si sistematizamos esta pequeña actividad, habremos adquirido un buen hábito.
  • Y, evidentemente, ¡no guardar ningún producto no alimenticio!

No hay comentarios:

Licencia de Creative Commons
Alimentación sana en casa by Marta y Alicia is licensed under a Creative Commons Reconocimiento 3.0 Unported License.