FINALIDAD DEL BLOG

Queremos ir aportando experiencias que sean prácticas y aplicables a tu casa en el amplísimo mundo de la alimentación.
Entendemos que es muy importante para cada persona poder acceder a una nutrición adecuada a sus circunstancias en su propia familia.

miércoles, 21 de noviembre de 2012

Un postre para Navidad. Cremoso de turrón.

Sí. Es uno de esos postres que se puede hacer con antelacíón y congelar, y que además tiene un ingrediente muy propio de estas fiestas: turrón "blando", comunmente llamado "de Jijona", aunque esto es tan sólo una marca de tantas que se encuentran en el mercado.
Sin más rodeos, aquí va esta riquísima receta que yo he hecho unas cuantas veces y que siempre triunfa:

INGREDIENTES:
2 huevos
! yema de huevo
100 g azúcar
1/2 l nata
165 g turrón "blando"

ELABORACIÓN
Desmigar el turrón blando
Semimontar la nata (que no llegue a quedar firme del todo)
Batir bien los huevos con la yema y el azúcar, hasta que blanquee un poco. Añadir el turrón y mezclar poco a poco con la nata semimontada. Este último paso hay que hacerlo con cuidado para que no se corte: sale bien utilizando una espátula de arriba a abajo con movimentos envolventes.
Verter en un molde y cubrir con bizcocho (se puede emborrachar el bizcocho con un poco de moscatel, o crema de café, o marsala...
¡Y listo!
Se puede decorar con chocolate por encima, o un poco de caramelo (aunque esta última opción es quizás demasiado empalagosa para un postre que de por sí ya es bastante dulce...)
Como veis, este postre no tiene gelatina, y por ser biscuit, se toma semi-congelado (si lo descongeláramos por completo, perdería la forma del molde): se puede sacar del congelador a la nevera cuando nos sentemos en la mesa: así le da tiempo a perder el frío del congelador pero nos lo tomamos como es. Biscuit, biscuit.

No hay comentarios:

Licencia de Creative Commons
Alimentación sana en casa by Marta y Alicia is licensed under a Creative Commons Reconocimiento 3.0 Unported License.