FINALIDAD DEL BLOG

Queremos ir aportando experiencias que sean prácticas y aplicables a tu casa en el amplísimo mundo de la alimentación.
Entendemos que es muy importante para cada persona poder acceder a una nutrición adecuada a sus circunstancias en su propia familia.

lunes, 11 de mayo de 2015

ACEITES EN LA COCINA

No vamos a abordar el tema de la conveniencia o no de frituras, condimentaciones, etc., puesto que damos por supuesto que un porcentaje de la dieta (entre el 30-35%) debe proceder de los lípidos (generalmente denominados como grasas). Evitarlos es un error, puesto que los lípidos ejercen importantes funciones en el organismo. Además de la función energética, tienen una definida función estructural, y forman parte de numerosos procesos metabólicos.
El debate no es “grasas sí/ grasas no”, sino la cantidad y calidad de los lípidos de nuestra dieta. Y esto, indudablemente pasa por la cocina.
Si queremos hacer gala de nuestra dieta Mediterránea, tendremos que hacer uso mayormente de aceite de oliva. Mayormente, pero no únicamente. Los aceites de semillas (girasol como primera elección) aportan cantidades importantes de ácidos grasos omega-6, y resisten las frituras mejor que el aceite de oliva. Combinar eficazmente los dos, es cuestión de tenerlo en mente... Yen la cocina.

Y siempre, animaros a dedicar tiempo a la cocina, donde se previenen muchos problemas nutricionales que nos acechan hoy, debido al enorme cambio de estilos de vida (comidas preparadas, fast- food, alimentos procesados en detrimento de productos frescos de mejor y mayor calidad). El tiempo es escaso, pero ¿por qué no dedicar un tiempo a cocinar si ganamos tanto? 

No hay comentarios:

Licencia de Creative Commons
Alimentación sana en casa by Marta y Alicia is licensed under a Creative Commons Reconocimiento 3.0 Unported License.